Mario Vargas Llosa: Cara a cara con un nobel

Eugenia Aldana  | 16 de noviembre de 2018  | Vistas: 332

El connotado Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa, estuvo de visita en esta casa de estudios, presentando su reciente obra La llamada de la tribu una autobiografía que revela mucho de su vida intelectual.

Mario Vargas Llosa, como liberal comprometido con las ideas y doctrinas que la representan, dedicó su libro a siete pensadores liberales que tuvieron una influencia decisiva en su formación ciudadana.

En su discurso mencionó que el fenómeno del liberalismo en América Latina ha sido atacado y visto como una filosofía egoísta del conservadurismo, de un capitalismo ciego, insensible a la pobreza, una caricatura, entre otros, de la cual la izquierda ha obtenido una victoria.

El liberalismo y el neoliberalismo se han convertido prácticamente en una mala palabra, una palabra asociada al egoísmo o a la explotación, e incluso a la dictadura”.

Sin embargo, Vargas Llosa en su defensa mencionó que el verdadero liberalismo no es eso sino una corriente de pensamiento que ha enriquecido extraordinariamente la cultura democrática, y agregó que escribió su obra inspirado en el libro Hacia la estación de Finlandia, de Edmund Wilson el cual leyó en su juventud y desde entonces surgió su idea de escribir sobre el liberalismo como lo hizo Wilson con el socialismo.

Aunque el libro está lejos de lo que pretendía hacer en ese entonces, menciona que El llamado de la tribu fue inspirado por siete autores que conoció en Gran Bretaña, durante el Gobierno de Margaret Thatcher, pues para los ingleses fue una experiencia extraordinaria ver grandes transformaciones en su país.

A muchos de esos autores los leí y estimulado por las reformas que la señora Thatcher quien admiraba el pensamiento de Karl Popper o de un Friedrich A. Hayek, a los que citaba con enorme admiración; y a pesar de ser una conservadora, optaba por el liberalismo en lo que se refiere a las instituciones sociales y económicas”.

A propósito de su obra, Mario Vargas Llosa quiere demostrar que el liberalismo es una doctrina, una filosofía que justifica todo lo que puede haber de egoísmo en el capitalismo, una deformación en razón de la izquierda que ha permeado a muchas conciencias. Su objetivo es evidenciar que se trata de una doctrina de vanguardia, y que su mérito está en haber enriquecido la cultura democrática, precisamente en el campo de lo social, defendiendo la igualdad de oportunidades, uno de los principios básicos de la doctrina liberal, que pretende dar a las generaciones todo lo que se pueda manifestar dentro de un sistema de legalidad.

La libertad es una sola, la libertad en el campo político significa la democracia, en el campo económico significa la existencia de mercados libres, significa en el campo social la defensa del individuo, como una institución soberana que no tiene por supuesto sólo derechos sino también deberes, en el campo cultural significa la desaparición de toda forma de censura”.

Entre los muchos puntos que toca Mario Vargas Llosa, están los derechos del individuo, las funciones del Estado, la situación del liberalismo en América Latina y el surgimiento espontáneo de las instituciones y otros.

No te pierdas de este magistral discurso y mira también el panel de discusión que sostuvo con el público presente.


Conferencista

Premio Nobel de Literatura y doctor honoris causa UFM